Los gobiernos locales están bajo una creciente presión para recolectar y supervisar los datos en relación con la gobernanza, la infraestructura, la planeación urbana, los servicios, la economía, la salud, la educación, la seguridad y el medio ambiente. La medición del desempeño se ha vuelto fundamental si los legisladores y planificadores tienen que tomar decisiones basadas en evidencia. En el otro extremo, la recolección de datos permite a las ciudades evaluar y comparar su desempeño.

Del libro Reporte Mundial de las Ciudades

Diciembre 3, 2018


Compartir

La toma de decisiones basada en datos ha evolucionado a través del tiempo gracias a adelantos tales como los indicadores de desempeño, los centros de datos, el análisis de datos, el aprendizaje automático, los parámetros predictivos y la medición geo-espacial.

El análisis comparativo y el intercambio de conocimientos es crucial para reaccionar a los nuevos retos globales, a la demanda asociada para la planeación sostenible, la resiliencia y la preparación para emergencias.

Internet ha jugado un papel significativo en el aumento de la disponibilidad de datos para las ciudades y la velocidad a la que son recopilados. El acelerado ritmo de crecimiento de las ciudades requiere de una base de datos de alta calidad lo cual es esencial para un liderazgo efectivo y para la toma de decisiones.


En respuesta a la demanda de los tomadores de decisiones de contar con herramientas de medición, ONU-Habitat desarrolló la Iniciativa de las Ciudades Prósperas, CPI, que aboga por un mayor entendimiento de la prosperidad en las ciudades, tomando en cuenta seis criterios: productividad, calidad de vida, infraestructura, equidad, sostenibilidad ambiental y gobernanza.

En México se han analizado 305 ciudades, 90% de la población urbana, lo que coloca al país como el más analizado con esta metodología en el mundo.


Datos abiertos y el Big Data

Los Datos Abiertos están transformando significativamente la forma en la que los gobiernos locales comparten información con los ciudadanos, prestan servicios y supervisan su desempeño. Este sistema permite el acceso público a la información y una participación más directa en la toma de decisiones.

Del Big Data (Datos a Gran Escala o Macro-datos) y el Internet de las Cosas, IoT, los líderes de las ciudades están obteniendo una imagen más detallada y en tiempo real de lo que está sucediendo en la ciudad. Mientras más gente y nuevos tipos de información se vinculan, Internet de las Cosas se vuelve una Internet de Todo, una red de redes en donde miles de millones de conexiones pueden crear una oportunidad sin precedentes para las ciudades.

Por otra parte, el creciente uso de sistemas de información geográfica permite que se vincule información referenciada espacialmente de fuentes diversas, proporcionando así una clara imagen de lo que está sucediendo en las ciudades.


Foto: NASA Earth Observatory/Jesse Allen. Imagen de satélite del Refugio Nacional de Vida Silvestre del Ártico.

En Santander (España), los desechos sólidos, los espacios para estacionarse, la contaminación del aire y las condiciones del tráfico son supervisadas a través de 12,000 sensores instalados alrededor de la ciudad, proporcionando a los funcionarios públicos, información en tiempo real acerca de la prestación de los servicios.

Hoy en día, las herramientas y las apps de los teléfonos inteligentes ofrecen proactivamente a los ciudadanos información de utilidad contextualizada, mientras que las súper computadoras pueden consultar grandes cantidades de información desestructurada y proponen soluciones a problemas más complejos.

En Los Ángeles, software inteligente de control de tráfico desarrollado por la ciudad está procesando macro-datos para atender al congestionamiento vial. Usando sensores magnéticos, se transmiten actualizaciones en tiempo real del flujo de tráfico, con un análisis de datos simultáneo, haciendo posible un ajuste segundo por segundo, para evitar embotellamientos.

Smart cities (Ciudades inteligentes)

El imparable crecimiento de la utilización de datos e Internet de las Cosas está contribuyendo a una relación mucho más participativa entre los gobiernos de las ciudades, los ciudadanos y las empresas. Esta tendencia está encabezando el fenómeno de las ciudades inteligentes (Smart Cities) a nivel mundial.

La definición de una ciudad inteligente continúa evolucionando, pero un elemento constante es el uso de las TIC para abordar los retos urbanos. Muchos marcos conceptuales de las ciudades inteligentes también toman en consideración la sostenibilidad, la innovación y la gobernanza como componentes importantes adicionales a la aplicación de TIC.

La Unión Internacional de Telecomunicaciones define una ciudad sostenible inteligente como "una ciudad innovadora, que usa las tecnologías de la información y de la comunicación y otros medios para mejorar la calidad de vida, la eficacia de la operación urbana y de los servicios y la competitividad, al mismo tiempo que garantiza cubrir las necesidades de las generaciones presentes y futuras en cuanto a los aspectos económicos, sociales, ambientales y culturales."

Una ciudad inteligente puede guiar mejor la toma de decisiones respecto a la prosperidad, la sostenibilidad, la resiliencia, el manejo de las emergencias o la prestación eficaz y equitativa de los servicios. La ciudad de Río de Janeiro colaboró con IBM para crear un centro de operaciones municipales que combina la información y los datos de la ciudad, de organismos estatales, de empresas privadas y de compañías de transporte, para colaborar en la logística y administración de los retos.

La ciudad, frente a la creciente preocupación sobre las inundaciones y embotellamientos de tráfico, puede ahora supervisar los datos y dar a los ciudadanos información importante a través de sus teléfonos móviles y otros sistemas de alerta.

Barcelona es una ciudad inteligente líder por su aplicación de soluciones innovadoras dirigidas a mejorar los servicios de la ciudad y la calidad de vida de sus ciudadanos. El modelo de ciudad inteligente de Barcelona, busca “usar TIC para poder transformar los procesos de negocios de la administración pública… para ser más accesible, eficiente, efectiva y transparente.

Singapur también ha estado a la vanguardia del movimiento de las ciudades inteligentes. Su Programa de Nación Inteligente busca aprovechar las TIC, las redes y los datos para mantener mejores condiciones de vida, crear más oportunidades y para apoyar a comunidades más fuertes. Singapur fue la primera ciudad en el mundo a introducir una tarifa para congestionamientos y hoy en día, mediante el uso de sistemas más avanzados, puede analizar la información del tráfico en tiempo real y ajustar los precios.


Singapur durante la noche. Foto: Pixabay

Las soluciones tecnológicas y el uso eficiente de los datos están proporcionando un liderazgo a la ciudad con nuevas herramientas y oportunidades para un cambio eficaz. Las estimaciones muestran que el mercado global de las ciudades inteligentes crecerá cerca de 14 por ciento anualmente, de US $506.8 mil millones en 2012 a US$1.3 millones de millones en 2019.

Durante las próximas dos décadas, los gobiernos de las ciudades en E.E.U.U., invertirán aproximadamente US$41 millones de millones para mejorar su infraestructura y aprovechar Internet de las Cosas.

Con la proyección del crecimiento poblacional de las ciudades de China en aproximadamente 350 millones de personas en los siguientes 20 años, se espera que la inversión en ciudades inteligentes exceda los US$159 mil millones en 2015 a US$320 mil millones para 2024.

En 2014, la India anunció sus planes de construir 100 ciudades inteligentes en respuesta al crecimiento de la población del país y la presión en la infraestructura urbana.

Para poder aprovechar el potencial de las TIC para el desarrollo sostenible, debe crearse un ambiente propicio con modelos de gobernanza participativos, la infraestructura correcta y las plataformas técnicas, incluyendo la capacidad de construcción, la garantía de la inclusión la disminución de la brecha digital.

Compartir


También podría interesarte

Las TIC y el desarrollo urbano sostenible


¿Quieres saber más?

Descarga el libro
"Reporte Mundial de las Ciudades 2016"

 


Noticias ONU-Habitat

Las noticias más importantes de ONU-Habitat

Entrar

Temas urbanos

Centro de recursos y formación de ONU-Habitat

Acceder

Redes Sociales

Síguenos en Facebook y Twitter

FacebookTwitter

Busque en nuestro sitio