Cuando es adecuadamente planeada y administrada, la urbanización juega un papel clave en la atención de los retos globales del Siglo XXI, incluyendo pobreza, desigualdad, desempleo, degradación ambiental y cambio climático.

Del libro Reporte de las Ciudades del Mundo 2016

Octubre 2018


Compartir

Durante los últimos 20 años se ha evidenciado una transformación de las ciudades en el corazón de las agendas globales de desarrollo. La urbanización es en efecto, una de las tendencias más significativas que proporciona los cimientos y el impulso para el cambio global.

El cambio hacia un mundo cada vez más urbanizado significa una fuerza transformadora que puede ser aprovechada para una trayectoria de desarrollo sostenible. tanto en los países desarrollados, como en los países en desarrollo.

Sin embargo, este dramático giro hacia la vida urbana también tiene implicaciones profundas en el consumo de energía, la política, la seguridad alimentaria y el progreso humano. Si bien parte de este cambio es positivo, la urbanización escasamente planeada puede generar, potencialmente, desórdenes económicos, aglomeraciones, contaminación y disturbios civiles.

Datos importantes

  1. Durante las dos últimas décadas, las ciudades han surgido como las plataformas económicas del mundo para la producción, la innovación y el comercio.
  2. Las áreas urbanas ofrecen oportunidades significativas para el empleo formal e informal, generando una considerable proporción de empleos en el sector privado.
  3. La urbanización ha ayudado a millones a escapar de la pobreza mediante mayores niveles de productividad, oportunidades de empleo, mejoramiento de la calidad de vida a través de una mejor educación y salud, inversión pública a gran escala y acceso a mejor infraestructura y servicios.
  4. El poder trasformador de la urbanización ha sido facilitado, en parte, por el rápido despliegue de la tecnología de la información y de las comunicaciones.

El papel de las ciudades en el desarrollo sostenible

La movilidad urbana sustentable proporciona el acceso eficaz a bienes, servicios, mercados de trabajo, relaciones y actividades sociales, al tiempo que limita las consecuencias adversas a corto y largo plazo, en los servicios y sistemas sociales, económicos y ambientales. Una tendencia creciente es el cambio cultural para dejar la dependencia del automóvil.

La gobernanza es crucial para desarrollar, mantener y restaurar los servicios sustentables y resilientes y la actividad social, institucional y económica de las ciudades. Muchos gobiernos citadinos están debilitados debido al acotado poder y responsabilidad sobre los servicios públicos clave, incluyendo la planeación, la vivienda, la vialidad y el tránsito, el agua, el uso del suelo, el drenaje, el manejo de los desperdicios y el establecimiento de estándares.

Conoce las demandas urgentes en la planificación urbana

La Nueva Agenda Urbana, el cambio transformador

81. Reconocemos que para aplicar los compromisos de transformación establecidos en la Nueva Agenda Urbana harán falta marcos normativos propicios en los planos nacional, subnacional y local, integrados por la planificación y la gestión participativas del desarrollo espacial urbano, y medios de ejecución eficaces, complementados mediante la cooperación internacional.

 

 

¿Quieres saber más?

Descarga gratis el libro
"Reporte Mundial de las Ciudades 2016"

 


Compartir

Noticias ONU-Habitat

Las noticias más importantes de ONU-Habitat

Entrar

Temas urbanos

Centro de recursos y formación de ONU-Habitat

Acceder

Redes Sociales

Síguenos en Facebook y Twitter

FacebookTwitter

Busque en nuestro sitio